Alcaldes de Chía y Cota tratan de evitar colapsos viales entre sus ciudades

1386
0
‫Compartir

En Chía el tema de la movilidad podría pasar de castaño a oscuro, más si se cree en las negativas e inevitables leyes de Murphy, que afirman que todo es susceptible de empeorar… esperemos que no.

Entrada a la Glorieta Chía-Cota, Foto archivo EPDC

 

Chía | Redacción EPDC | Movilidad |
 El panorama es el siguiente: a partir del 1 de marzo los buses que vienen de Cota solo podrán llegar hasta la glorieta de Schapeli, pues en Chía se iniciarán las obras de renovación de la malla vial en este sector.

De otra parte a finales del año pasado la administración de Cota realizó cambios en los sentidos viales de las rutas de buses intermunicipales que atraviesan el municipio -cambios que todavía no han entrado en vigencia y que ya son objeto de crítica y rechazo-.

Las rutas en cuestión que se verían afectadas  son Chía-Cota- Suba; Calle 80 – Cota y Chía-Calle 13, cuyas empresas que las atienden son del municipio de Chía y los vehículos con que prestan dicho servicio no tendrían donde pernoctar,  de un lado por el cierre de la vía y por el otro porque Cota no cuenta con terminal de transporte. Lo que también ha deteriorado la movilidad en Cota porque los vehículos intermunicipales se parquean en las vías urbanas obstaculizando el tránsito y la movilidad.

Para tratar los problemas que existen y los que se avecinan los alcaldes de estas poblaciones iniciaron este miercoles 13 de febrero una mesa de concertación, con los voceros de las empresas transportadoras, la cual se extenderá por un mes e incluye el compromiso de los conductores con la seguridad vial y con la movilidad.

En la mesa los alcaldes propusieron varias ideas, como que los transportadores se agrupen y alquilen un lote que sirva como centro de despacho, lo que permitiría descongestionar las vías del municipio de Cota. 

Igualmente se propuso suspender de manera temporal el decreto de cambios de los sentidos viales en Cota mientras los transportadores presentan otras alternativas, a la vez que se planteó involucrar al Ministerio de Transporte.

Sin embargo para algunos transportadores y ciudadanos consultados sobre el tema, el asunto tiene más fondo como es la priorizacion de recursos en el gasto municipal. Para unos es absurdo que Cota, despues de su transformación a municipio industrial, hace más de una decada, no tenga hoy uno sino dos terminales de transporte, uno en la ciudad y otra sobre la 80.

También afirman que el tema de movilidad es tan grave en la región que dicho problema no se puede seguir solucionando con mesas de concertación o restricciones en la movilidad, sino con vías y las Sabanas, tanto Norte como Occidente se han convertido en los suburbios habitacionales y laborales de Bogotá, pero sin la infraestructura vial y de servicios públicos que estas nuevas ciudades demandan y que nadie, particularmente los alcaldes locales y la gobernación, atiende de manera contundente.

Igualmente para otros no es claro que la concesionaria del Desarrollo Vial de la Sabana -Devisab-, encargada de la vía Chía Girardot desde hace 23 años, no haya realizado aún la ampliación a 4 carriles de la variante de Chía, como le corresponde.

Así las cosas queda claro que el panorama de movilidad para Chía y Cota seguirá siendo difícil y desalentador.

‫Compartir

Deja un comentario